Muestrario: de castigos... extremos

La nota de hoy es de un padre mulsulmán viviendo en Rusia, que furioso porque su hija se puso una minifalda y sintiendo que la hija deshonró su familia y su religión decidió aplicarle un correctivo, asi que contrató a unos matones para que secuestraran y asesinaran a su hija, lo cual hicieron de dos balazos en la cabeza.

la nota aquí

ahora del otro lado de la situacion tenemos a una madre española sordomuda que en una discusion con su hijo (que no es precisamente un modelo de buena conducta segun sus maestros)le dio una bofetada con tal fuerza que la cara del niño se pegó en el lavabo y le sacó sangre de la naríz... y aqui volvemos a porque no se debe perder el control, pero lo interesante de esto es que la madre fue condenada a una pena de 67 días de prisión y un año con 67 dias lejos del hijo, aunque poco tiempo despues recibió la supresión de la sentencia al ser su primera falta.

la noticia aquí

y como dice el dicho, ni tanto que queme al santo ni tanto que no lo alumbre

Comentarios

el mike ha dicho que…
"a una pena de 67 días de prisión y un año con 67 años lejos del hijo"
se les fueron los dedos :P
Kishiria ha dicho que…
hahaha si

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

Arrimones

las patanas