El día del abuelo


El día de ayer se celebró el día del abuelo; realmente tengo muy pocos recuerdos de ellos, ya que mis abuelos maternos murieron antes de que naciera yo y mis abuelos paternos cuando era niña.
Sin embargo mi mamá contaba de sus padres, él era comerciante y tenía muchas propiedades y negocios, por lo que tení que viajar constantemente; cuando se ausentaba, le dejaba varios cuartos llenos de despensa a mi abuela y la dejaba encerrada en la casa, bajo llave con todo y los chamacos (tuvieron 14 que llegaron a la edad adulta y como 3 que no llegaron ni a la primera comunión). Sí señores, encerrada, para que su señora estuviera segura y nadie le pedaleara la bicicleta; mi abuela era una mujer sencilla, sin mucha educación que digamos dedicada enteramente a la casa y a sus hijos. Para los estándares de la época, mi abuelo era un hombre ejemplar, que veía y protegía a su familia y los mantenía muy bien. Actualmente, lo acusarían de abuso doméstico.

 Cuando su esposo murió, mi abuela se quedó sola y con hijos, con la menor de las hijas de 4 años y la mayor de 18, misma que se caso cuando pudo para dejar de cuidar hermanillos.

Mi abuela fue incapaz de seguir los negocios del esposo, debido a su escasa educación y eventualmente tuvo que vender las propiedades y dedicarse a cultivar los amplios terrenos del esposo, pero era insuficiente y las hijas mayores tuvieron que irse a trabajar en las fábricas cercanas; me da pena decirlo, pero mis tíos eran unos patanes buenos para nada (bueno, uno era buen carpintero) que en esa época solo le causaban pesares a mi abuela.

Mi abuela murió joven, dejando a su hija más joven (mi madre) de 16 años y a sus hijos e hijas que mal que bien salieron adelante.

Lo interesante es que mi madre criticaba a su padre por dejar encerrada a su madre cuando se iba de viaje; pero en su mentalidad de mujer moderna conservadora, ella era incapaz asistir a reuniones con los amigos de ambos si no iba con mi padre y cuando este andaba de viaje, ella procuraba salir lo menos posible.

Lo bueno es que, poco a poco la mentalidad ha cambiado.

Comentarios

Hluot Firthunands ha dicho que…
No sabía que existía el día del abuelo.

Yo solo conviví de forma más o menos frecuente con mi abuela materna y como era una mocha convenenciera la mandé a ver a mi bisabuela poco despues de la infancia. A mi abuelo paterno lo conocí en el funeral de mi abuela, resulta de que abandonó a la familia muchos años antes de que naciera cualquier nieto y nunca se divorció. A punto estuvieron de enterrarlo con su esposa porqué cuando entré a la casa de mis padres lo primero que vi fué un anciano desconocido con uno de mis trajes, afortunadamente mi madre llegó, nos presentó y aclaró que ella era era la responsable del prestamo.

Dos años despues me enteré de que murió por diabetes aunque yo creo que fué por haber ido a vivir con una de sus hijas...
Kishiria ha dicho que…
ah caray, ese sí que fue un abuelo fugaz

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

Arrimones

las patanas