La Vara

Me comenta una amiga que en su trabajo tiene una compañera que, pertenece a una de esas sectas medio raras y fanáticas y que comentaba, orgullosa, el regalo que le dió a su hija por su primer cumpleaños.

Una vara de madera grabada con su nombre y con los versículos de la biblia que justifican el castigo físico a los hijos.

Todo esto, para una niña que va a tardar un par de años, por lo menos en tener un cierto nivel de razonamiento.

Comentarios

Hluot Firthunands ha dicho que…
¡Hay wuey! Nunca había escuchado de semejante nivel de idiotes.

Sabía de muchos casos en los que se justifica la violencia descargando la responsabilidad en una autoridad, caso histórico y masivo fueron los alemanes del nazismo.

Pero la violencia contra un hijo alegando la autoridad de un dios no tenia conocimiento de casos en este siglo o en el pasado.
Özer ha dicho que…
¿No es también parte de la Biblia eso de "con la vara que mides serás medido"?? Esa señora está pavimentando el camino que las llevará a enormes sufrimientos, tanto a su hija como a ella misma. Recuerdo haber leído sobre una demanda a un escritor religioso en Estados Unidos, ya que tiene un libro donde promueve el castigo físico con bases bíblicas... y a unos padres que lo leyeron se les pasó la mano y le infringieron graves daños a su hijo, si no es que lo mataron. Así de seria es la cosa. Iba a echarme una diatriba de "si en verdad hay un Dios...", pero mejor ahí le paro.
Kishiria ha dicho que…
Hluot
Pues sí, yo me quedé igual, justificándose ella de esa manera... para una niña que tiene apenas 1 año y que evndentemente todavía no entiende.

Özer
una cosa que es muy segura es que llegará un momento en que la mamá esté decrépita y la hija en plenitud y le van a aplicar lode "con la vara que midas serás medido"

Si nos vamos a lo que dice la biblia, técnicamente los padres pueden vender a sus hijos.

qué caso más horrible el del escritor religioso... luego por eso surgen los asesinos psicópatas

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

las patanas

Arrimones