Mujeres machistas

Es muy común que, cuando pensamos en machismo, lo primero que se nos viene a la cabeza es el hombre golpeador, mujeriego e irresponsable. Sin embargo, es un hecho que muchas de las personas con conductas más machistas suelen ser las mismas mujeres, y es gracias a ellas que, desafortunadamente, muchas de estas conductas se siguen perpetuando.

Si recordamos, de acuerdo a la visión machista, el hombre no debe de meterse en la educación y crianza de los hijos, pues eso es “de viejas”. Por tanto, son las mismas mujeres las que, desde muchos años atrás, se han encargado de inculcarle a los varones esos mismos patrones de conducta. Son ellas las que realizan todas las labores del hogar para sus niños, no permiténdoles que ni siquiera agarren una escoba. A las niñas, por otro lado, se les educa desde temprana edad para ser amas de casa, y muchas veces se convierten en las madres substitutas de los hermanos varones, sirviéndoles en prácticamente todas sus necesidades.

Esta situación no termina en la infancia, sino que persiste hasta la edad adulta. Una mujer casada era prácticamente aleccionada por todas sus amigas, recordándole su posición dentro de la pareja, y que ella no estaba en posición de cuestionar. Frases como Lo que haga el hombre después de la puerta es asunto de él, o Si te engaña tienes que aguantar, pues esa es la cruz de la mujer, eran repetidas hasta el cansancio entre los círculos femeninos, y ay de aquella que se atreviera a querer hacer algo. Una mujer que quisiera denunciar que era golpeada por su marido se encontraba con un “esas son cosas de pareja, no tiene porque estarse enterando todo el mundo”, lo que prácticamente la obligaba a replegarse y seguir aguantando.

Pero eso es cosa del pasado... ¿No?. Parcialmente. Si bien algunas cosas han cambiado, pero otras se mantienen. Revisemos cuantas mujeres califican a sus amigas de zorras, malcogidas y otros epitetos peores, dirigidos a aquellas que se atreven a cuestionar las reglas. Otras, menos agresivas, pero más dañinas, son las bien intencionadas que dicen Ve a fulana, que bien le va en el trabajo, pero pobres niños, los ha de descuidar mucho..., o expresiones similares de lástima y conmiseración.

Extrañamente, está quedando claro que, si queremos acabar con el machismo masculino, será necesario comenzar con el femenino.

Comentarios

Kishiria ha dicho que…
Es cierto, las mujeres son las principantes fabricantes de machos que hay, también crean mujeres sumisas.

una vez leí que en muchos casos de violencia doméstica la esposa sufre maltrato físico del esposo y de la suegra, quien la golpea a veces por "intentar cubrirse de los golpes del marido"

una frase que nos muestra el desdén de la suegra hacia la nuera es: "hijo de mi hija mi nieto será, hijo de mi hijo, el diablo sabrá"
kemazoncita ha dicho que…
De acuerdo, la culpa es totalmente de las mujeres, porque nosotras educamos a los hijos, no tanto se presume del matriarcado y somos las primeras en inculcar la discriminación y trato como objeto a las mujeres.
Hluot Firthunands ha dicho que…
¡Bravo! Al fin ponemos las cosas en claro.

Tenemos que trabajar los dos generos, los hombres para no abusar de la fuerza y las mujeres para no meterse autogol.

Se trata de que ambos géneros seamos responsables de nuestros actos y objetivos ante los actos de los demas.
Kishiria ha dicho que…
En efecto tanta culpa tiene un género, como el otro
Audiostranger ha dicho que…
Por eso el feminismo no funciona. Más que unir, separa. Saludos!

Pd: Aprovecho para promocionar gatitos bonitos, están listos en una semana.
Jx ha dicho que…
Audiostranger: deberías definir 'feminismo' antes de discutirlo... los clichés de películas no cuentan y hay mujeres que pueden ser tan ventajistas con la retórica como los hombres si asi les conviene.
Kishiria ha dicho que…
audiostranger

esperamos fotos de los gatos para comenzar a promocionarlos

Jx
Feminismo, según Gloria Steinem, es el buscar la igualdad de los sexos, desafortunadamente, se le confunde con el feminismo nazi o hembrismo que es una postura supremacista extrema

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

Arrimones

las patanas