Se hace justicia... por propia mano

La nota de hoy apareció en el periódico "El Mundo" y es sobre un sujeto que abusaba de su hija de 14 años de manera constante, al grado de que ya tenía una hija de casi dos años con ella, el tipejo, con el fin de seguir manteniendo relaciones con ella, se tomo una dosis de viagra, que le ocasionó un derrame cerebral con consecuencias fatales.

Estamos de acuerdo que es lo menos que se merecía, y lo más chocante es que la esposa y la familia del sujeto conocían la situación... haganme el favor...

Comentarios

Hluot Firthunands ha dicho que…
Pues salvo los casos de la iglesia, la mayoría de los abusos contra los menores de edad se dan entre familiares cercanos.

Triste que éste no sea un caso excepcional.
Kishiria ha dicho que…
Lo quye me sorprende de esos casos es el silencio y hasta el consentimiento por parte de la familia
Hluot Firthunands ha dicho que…
El silencio complice es producto de mala educación y traumas.

Va desde el conocido "la ropa sucia se lava en casa" y hasta el rechazo total por parte de las familias o la sociedad.

Si ésta mala edicación no exitiera, no habría problema en mandar al abusador a un sicologo o a la carcel. Pero para lograr eso se necesita romper con dogmas muy arraigados.
Kishiria ha dicho que…
si, es una lastima que además del abuso muchos niños tengan que sufrir el silencio

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

Arrimones

las patanas