Bajo advertencia no hay engaño

El martes, que me subí a mi pesero para llegar al paradero de Chapultepec, me encontré con que el microbús tenía este simpático cártel, que dice, "Súbase, agárrese y cállese".

Pues ni hablar, así bajo advertencia, ni como reclamar.



Por cierto y para saciar su curiosidad: manejaba como cualquier otro chofer de pesero en la ciudad de México: como cafre.

Comentarios

Hluot Firthunands ha dicho que…
¿Y lo de callese es para que te agarres hasta con los dientes?

Simpatico letrero.
Kishiria ha dicho que…
Más bien para que no reclames o grites... y si, así ni como protestar...

Entradas populares de este blog

Escenas de desesperación y gravamen

las patanas

Arrimones